Engage, un gameboy que puede funcionar eternamente

El uso de energías limpias está viviendo un momento revolucionario con la llegada de nuevas tecnologías como los paneles solares o los generadores eólicos y kinéticos. Quizá no falte tanto para que llegue el día en que podamos olvidarnos de las contaminantes baterías e hidrocarburos.

¿Pero podremos olvidarnos de otras tecnologías como los videojuegos retro?

Esto no es un problema, puesto que investigadores de la Universidad Northwestern y de la Universidad Tecnológica de Delft han inventado el primer videojuego que no requiere de baterías y que funciona con energías ambientales.

Se trata del Engage, un emulador del gameboy original que funciona recolectando energía a través de paneles solares y la presión de los botones. Esta consola es la primera de su tipo y puede correr todos los juegos clásicos de Nintendo como Super Mario Land, Tetris y Pokémon.

Sin embargo, tiene algunas limitantes, solo puede funcionar durante seis segundos, además de que no tiene sonido y su pantalla es muy pequeña. La razón es que este dispositivo funciona a través de dos tecnologías innovadoras pero aún en desarrollo: la recolección de energía o energy harvesting y la computación intermitente.

Se conoce como energy harvesting a los procesos por lo que se puede conseguir energía eléctrica por medio de diversos factores ambientales como la luz solar, el movimiento o incluso las olas del océano. Sin embargo, el problema que tienen este tipo de tecnologías es que, en comparación con los hidrocarburos, aún no pueden producir tanto poder en tan poco tiempo.

Mucho ojo, la recolección de energía no es lo mismo que el almacenamiento, porque mientras hoy en día es posible cargar baterías que puedan impulsar un coche a través de la luz solar, estamos muy lejos de que que un coche pueda funcionar recolectando directamente la energía solar.

Es por lo anterior que el Engage, además de usar energías ambientales, también necesita hacer uso de la computación intermitente. Cuando una computadora se apaga repentinamente tiende a perder todos los datos almacenados. Sin embargo, la computación intermitente permite que los procesos informáticos se reanuden instantáneamente, incluso si el dispositivo deja de funcionar súbitamente.

Podrías estar pensando: “nada que mi calculadora de energía solar no pueda hacer”, y aunque es cierto que tanto tu calculadora como el Engage comparten ciertos principios, la diferencia es abismal, en tanto que el número de píxeles y procesos que tiene que manejar un Gameboy es mucho mayor que el de una calculadora, por lo que requiere de más energía.

Según los creadores del Engage, este aparato provee un marco de referencia para futuros desarrollos de juegos móviles que no usen baterías, de una forma más sustentable y que pueda aplicarse al Internet de las cosas.

Sin duda el Engage no es la mejor experiencia gamer que existe, pero es muy emocionante pensar que en el futuro podríamos tener todo tipo de dispositivos móviles que pudieran funcionar eternamente con la energía del sol, el viento o incluso el sonido.

 @MOODGEEK

Fuentes:

The Verge

Cnet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: